Más de 9.000 venezolanos ingresaron a Perú este viernes por la frontera norte con Ecuador, en el último día en que no les fue requerido contar con una visa humanitaria, una decisión que Lima adoptó a partir del aumento del desempleo, los indicadores de delincuencia y el creciente rechazo de los peruanos ante la inusitada ola migratoria.

Se trata del cambio más fuerte en dos años y medio, tiempo en el que se establecieron en Perú más de 800 mil venezolanos, y luego de que en el Gobierno de Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) se les animara a venir e incluso se diseñara para ellos un Permiso Temporal de Permanencia (PTP) a inicios de 2017, que les permitía trabajar o estudiar en Perú sin mayores trámites.
Al inicio de la jornada, aquel experimento migratorio de Perú llegó a su fin con la entrada en vigor de los requisitos de pasaporte y visa humanitaria para los ciudadanos venezolanos que quieran ingresar al Perú.
Fuente de la noticia (Telam)