La compañía renovó sus gafas conectadas y mantiene su apuesta por el dispositivo dentro del segmento corporativo, a diferencia de las primeras versiones lanzadas hace seis años

Los anteojos conectados Google Glass se renovaron con un nuevo modelo denominado Enterprise Edition 2, tras la reconversión que tuvo el dispositivo en 2017. En esta ocasión, las gafas son similares en el diseño y apariencia con el modelo original, pero en este caso Google enfoca su aplicación para el segmento corporativo.

Los Glass Enterprise Edition 2 de Google cuentan con un marco desarrollado por Smith Optics, es resistente al polvo y agua y posee la distintiva cámara fronta de 8 megapixeles, acompañado por la pequeña pantalla con una resolución de 640 por 360 pixeles. Acompañado por tres micrófonos, un puerto USB tipo C y una batería de 820 mAh con carga rápida, las gafas inteligentes de Google para el sector corporativo cuentan con un procesador Qualcomm Snapdragon XR1 de 10 nanómetros, y utiliza Android Oreo como sistema operativo.

A diferencia de las primeras versiones, que tenían la expectativa de llegar a los consumidores en algún momento, la serie Enterprise Edition de los nuevos Google Glass buscan posicionarse en las aplicaciones de negocios, en empresas que requieren aprovechar la tecnología de realidad aumentada en sus negocios.

"Buscamos que estas tecnologías proporcionen información de contexto útil. Glass Enterprise Edition 2 apunta a esto, y estamos muy entusiasmados en darle estas soluciones a las empresas, a sus negocios y empleados para que puedan trabajar mejor, de forma inteligente y más rápido", dijo Clay Bavor, vicepresidente de Realidad Virtual y Realidad Aumentada de Google.

Los anteojos conectados de Google se venderán al sector de empresas y tendrá un precio de 999 dólares.

Fuente de la noticia (La Nacion)