Una proteína del virus del zika que sería responsable de las malformaciones en el cerebro de los recién nacidos fue descubierta recientemente por un equipo de investigadores liderado por científicos de Estados Unidos y del que también forma parte la doctora argentina Andrea Gamarnik, de la Fundación Instituto Leloir (FIL).
En el estudio, que se publicó a mediados de diciembre en la revista Cells, los investigadores elaboraron un minucioso mapa de las interacciones entre las proteínas del virus del zika, células humanas y mosquitos.

Comprobaron que una proteína del virus, denominada "NS4A" y cuyo papel es participar de la replicación del genoma viral en las células que infecta, "interactúa de manera íntima con la proteína Ankle2, presente en humanos y mosquitos y que cumple un papel muy importante en el desarrollo cerebral".
"Empezamos a trabajar en esto en 2010 con el dengue, cuando todavía no teníamos idea de que existía el zika. Queríamos entender cómo el virus usaba las células para replicarse", recordó en diálogo con esta agencia Gamarnik.
Fuente de la noticia

Comentarios