El papa Francisco le pidió hoy a los obispos chilenos que sean "extremadamente delicados y diligentes" para responder a las víctimas de abusos sexuales por parte de sacerdotes, en medio de la crisis en la Iglesia trasandina por los repetidos casos de pedofilia en el clero.
El pontífice recibió en el Vaticano a la cúpula de la Iglesia chilena, con quienes tuvo "un encuentro muy fraterno" de una hora en el Palacio Apostólico y luego de dos horas durante el almuerzo, según explicó en diálogo con la prensa en Roma el obispo Fernando Ramos, secretario general de la Conferencia Episcopal de Chile.
"Fue un encuentro muy fraterno en el que expusimos nuestro recorrido de lo que pasamos como Iglesia este año, desde la visita del papa en enero de 2018 hasta ahora, así como cuáles son los compromisos que estamos haciendo", explicó Ramos.
Además de Ramos, estuvieron hoy con el pontífice el presidente de la Conferencia Episcopal de Chile, Santiago Jaime Silva Retamales; el vicepresidente de la institución, René Osvaldo Rebolledo Salinas; el cardenal Ricardo Ezzati Andrello, arzobispo de Santiago; y el obispo Juan Ignacio González Errázuriz.
"Nos habló de la importancia de acoger a las victimas, y nos dijo que hay que ser extremadamante delicados y diligentes en recibir sus peticiones y demandas", reveló el obispo chileno.
Fuente de la noticia

Comentarios