El papa Francisco bautizó este domingo en la Capilla Sixtina a veintisiete niños durante una ceremonia en la que animó a los padres a inculcarles la fe cristiana en el hogar y les recomendó no pelear delante de ellos para evitar provocarles "angustia".
Francisco derramó personalmente el agua sobre la cabeza de doce niños y quince niñas, varios hijos de empleados del Vaticano y algunos de los cuales hicieron resonar algún que otro grito y llanto entre los muros de la Sixtina, lugar de cónclaves.

“No voy a ser candidata presidencial”, dijo La Gobernadora @mariuvidal en la #mesaza desde el @costagalana en #LaNocheDeML pic.twitter.com/uunXxwmb9c

— Mirtha Legrand (@mirthalegrand) 13 de enero de 2019

El Papa indicó a los padres de los pequeños la importancia de que generen un clima de paz en sus hogares, aunque discutir de vez en cuando sea algo del todo normal.
"Les aconsejo que nunca peleen delante de los niños. Es normal que los esposos riñan, sería raro si no lo hicieran, pero háganlo sin que ellos lo escuchen o vean. No saben la angustia que recibe un niño cuando ve reñir a sus padres", afirmó.
Fuente de la noticia

Comentarios