Un abogado acusado de plantar testigos chocó en su automóvil: hay un muerto

El letrado quedó acusado del delito de homicidio culposo agravado Fuente: Archivo – Crédito: LA NACION

El abogado Santiago Viola, acusado de haber plantado testigos falsos durante su intervención como defensor de los hijos de Lázaro Báez , pasó el fin de semana detenido por un presunto homicidio culposo. Así lo informaron a LA NACION fuentes judiciales y policiales.

Los voceros policiales explicaron que el hecho ocurrió el sábado pasado a las 6 cuando Viola, que manejaba un BMW modelo X3, chocó la parte trasera de un Peugeot 207 conducido por un policía de Lomas de Zamora, Ángel Zaragoza, que estaba franco de servicio y viajaba con su madre y la pareja de ella.

Como consecuencia del choque, el hombre que viajaba en la parte trasera, Leopoldo Martín Fexesta Maidana, de 65 años, murió.

Según informaron fuentes policiales, Viola, de 31 años, resultó ileso. La madre de Zaragoza, Elva Nélida Nieva, de 67, sufrió una "aparente fractura pélvica". El choque fue en el kilómetro 19 de la autopista Panamericana. Aparentemente Viola estaba volviendo a su domicilio, en el Tortugas Country Club.

Esta tarde Viola fue liberado. El caso quedó a cargo del fiscal Jorge García. El abogado quedó acusado del delito de homicidio culposo agravado.

Fuentes de la investigación explicaron que el abogado se negó a hacerse el control de alcoholemia pero sí permitió que le extrajeran sangre para un análisis toxicológico.

El análisis de la muestra sangre obtenida se realizará pasado mañana en el Laboratorio Toxicológico de la que la policía bonaerense tiene en San Martín.

En la causa por los testigos falsos, Viola será indagado este mes junto con Eduardo Daniel Miragaya, un fiscal que desembarcó en la AFI (ex SIDE) con un cargo de director durante la gestión de Gustavo Arribas. Viola y Miragaya están acusados de haber instado a testigos falsos a que dijeran haber visto al juez federal Sebastián Casanello en la Quinta de Olivos para sostener así la versión de una supuesta reunión entre este magistrado, que envió a Báez a la cárcel, y la expresidenta Cristina Kirchner. Viola es hijo de Claudia Balbín, una abogada cercana a Miragaya.

Tal como informó LA NACION, Viola y Miragaya serán indagados por el juez federal Luis Rodríguez a pedido del fiscal Carlos Stornelli y del juez Casanello , querellante en este caso, que se desarrolla en paralelo con el juicio oral y público que empezó la semana pasada contra Lázaro Báez, acusado de haber blanqueado 60 millones de dólares.

La sospecha es que montaron un complot para apartar al juez cuando la investigación de lavado de dinero contra los Báez estaba en sus inicios, buscando testigos fraudulentos que dijeran que lo habían visto en la quinta de Olivos cuando Cristina Kirchner era presidenta.

Como consecuencia de esa versión, la Cámara Federal ordenó incluso una investigación, que concluyó que no había evidencias de ese supuesto encuentro.

Los dos testigos, Gabriel Corizzo y Carlos Scozzino, afrontan ahora un juicio ante el Tribunal Oral Federal Nº 3 por falso testimonio. Ambos declararon, bajo juramento, que vieron a Casanello en una sala de espera de la quinta de Olivos en septiembre de 2015. Sin embargo, ambos mintieron, según corroboraron el juez Rodríguez y el fiscal Stornelli. Según las pruebas reunidas, ninguno de los tres -ni Corizzo, ni Scozzino, ni Casanello- estuvieron ese día en la residencia de Olivos.

Un peritaje policial detectó 248 llamadas telefónicas entre Miragaya y Viola, con un pico en los días claves. Corizzo admitió ante Stornelli que antes de declarar se había reunido con Viola y con un "fiscal" cuya descripción física se acerca a la de Miragaya, fiscal general que con el gobierno de Cambiemos pasó a revistar en las filas de la AFI, junto a Arribas y Silvia Majdalani. Tal como informó la Nación, con el macrismo asumió como "director de la Dirección de Inteligencia sobre Delincuencia Económica y Financiera de la AFI".

Fuente de la noticia

Comentarios