La AFA se presentó en la Aduana y pagó la multa de U$S 25.000 por la electrónica secuestrada

Los baúles de la AFA

Él escándalo terminó. Casi dos meses después de que en un control aduanero en el aeropuerto internacional de Ezeiza se descubriera que, entre el equipaje de la delegación de la selección nacional, se había ingresado artículos de tecnología sin haber sido declarados, seis empleados de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) pagaron la multa y los impuestos correspondientes para poder recuperar la mercadería.

Los seis empleados de la AFA, cuyas identidades no transcendieron, se presentaron ayer en la sede central de la Dirección General de Aduana (DGA) y pagaron los 25.000 dólares de multa e impuestos y en los próximos días podrán recuperar los iPads, consolas de videos juegos, instrumentos musicales y computadoras portátiles que habían sido secuestrados al determinarse que se había tratado de una infracción aduanera.

El escándalo se había desatado a mediados de septiembre pasado cuando una delegación de jugadores, cuerpo técnico, dirigentes y empleados de AFA llegó a Ezeiza después de una gira por los Estados Unidos. En el control aduanero se detectó, por medio de escáneres, que en 11 baúles de la utilería del seleccionado había iPads, consolas de videos juegos, instrumentos musicales y computadoras portátiles que habían ingresado en el país sin ser declarados.

Cuando el hallazgo se hizo público, el fiscal en lo penal económico Emilio Guerberoff abrió una investigación preliminar caratulada "Averiguación de ilícito-responsables AFA" para determinar si se trataba de una operación de contrabando o simplemente una infracción aduanera.

El dictamen del fiscal Emilio Guerberoff
El dictamen del fiscal Emilio Guerberoff

Como se determinó que se trató de una infracción aduanera y no de una operación de contrabando, el fiscal Guerberoff, dio luz verde a la Administración Federal de Ingresos Públcios (AFIP) para que sean devueltos los equipos de electrónica a cambio del pago de una multa y del arancel correspondiente.

"Atento a la valorización de los diversos efectos retenidos, este Ministerio Público Fiscal no tiene impedimento alguno para que se proceda a la devolución de los mismos, sin perjuicio de las facultades que el Código Aduanero confiere a la Dirección General de Aduanas (DGA), relacionadas con la percepción del pago del arancel y eventuales multas que se pudiera aplicar por las omisiones detectadas", sostuvo Guerberoff en su oficio.

Entonces, el fiscal archivó la investigación preliminar abierta la semana pasada. "Toda vez que la mercadería detectada en el procedimiento que dio origen a esta investigación preliminar no reúne elementos constitutivos del delito de contrabando, quedando el remanente de una presunta infracción al Régimen de Equipaje del Código Aduanero lo que ya objeto de una sumario ante la Aduana archivense las presentes actuaciones", sostuvo Guerberoff en su dictamen.

En un principio se pensó que la mercadería era de los jugadores de la Selección, pero después de que se hizo público el escándalo, se presentaron como dueños de todo lo secuestrado seis empleados de la AFA, que firmaron una compromiso de pago de arancel y multa.

Si los empleados no hubiesen pagado la multa, la mercadería decomsiada, que fue llevada a un depósito fiscal de Escobar, iba a terminar en un subasta.

Fuente de la noticia

Comentarios