La cumbre entre Corea del Norte y Estados Unidos retomó hoy su camino, cuando el presidente Donald Trump confirmó que se reunirá con Kim Jong-un el próximo 12 de junio, poniendo fin a semanas de incertidumbre sobre su histórica reunión con el líder norcoreano para discutir la finalización del programa nuclear del país asiático.
Trump hizo el anuncio, solo una semana después de haber dicho que cancelaría la cumbre que está previsto se celebre en Singapur, después de reunirse en el Despacho Oval de la Casa Blanca con el número dos de Corea del Norte, Kim Yong-chol, que le entregó una carta del líder norcoreano
"El 12 de junio, será en Singapur, será el principio. Nunca dije que todo fuera a pasar en un encuentro, estamos hablando de años de hostilidad, de años de problemas, años de odio entre tantas naciones tan diferentes", dijo Trump.
"Creo que va a ser un proceso. Pero las relaciones se están construyendo, es una cosa muy positiva", añadió el mandatario, citado por la agencia de noticias EFE.
Kim Yong-chol, vicepresidente del comité central del partido gobernante de Corea del Norte, es el más veterano en visitar Estados Unidos en 18 años, una señal simbólica de aliviar las tensiones luego de que los temores de guerra aumentaran en medio de las pruebas nucleares y de misiles norcoreanas el año pasado.
Se le permitió entrar a los Estados Unidos a pesar de estar en una lista de sanciones de Estados Unidos. Le concedieron un permiso especial para viajar fuera del área de Nueva York para reunirse con el presidente.
Al ser consultado por el contenido de la carta de Kim Trump dijo primero que era "una carta muy amable" y "muy interesante", y que quizá revelaría su contenido a la prensa.

Very good meetings with North Korea.

— Donald J. Trump (@realDonaldTrump) 31 de mayo de 2018

Fuente de la noticia

Comentarios