Mediante el decreto 421/2018 se oficializó hoy la reglamentación de la Ley de Derechos y Garantías de las Personas Víctimas de Delitos (n°27.372), que fuera aprobada por el Congreso Nacional en junio del año pasado. La norma asegura la representación jurídica a las víctimas de delitos, crea la figura del defensor público e incorpora el Observatorio de Víctimas de Delitos, un organismo de monitoreo, seguimiento y análisis de las cuestiones relacionadas con las víctimas del delito, sus familias y entornos. El Observatorio estará integrado por asociaciones y víctimas de delitos, y será presidido por el ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.
A partir de la reglamentación también se crea el Centro Nacional de Asistencia a las Víctimas de Delitos (CENAVID) que funcionará en el ámbito de la cartera de Justicia y coordinará con los distintos organismos del Estado el asesoramiento jurídico, psicológico y social para la asistencia a las víctimas de delitos. Dicha atención será a través de la Red Federal de Centros de Acceso a Justicia, que ya ha capacitado a todos los operadores de la ciudad de Buenos Aires y del primer cordón del conurbano bonaerense.
El CENAVID ofrece también la línea telefónica 149 para la contención y posterior derivación de víctimas (no para denuncias), que atiende las 24 horas, todos los días del año.
“Para nosotros siempre ha sido una prioridad la protección de las víctimas y el reconocimiento del rol que tienen en el proceso penal. Hemos asumido el compromiso de lograr que los derechos que la Ley de Víctimas establece se hagan efectivos en todos los rincones del país”, sostuvo el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano.
Fuente de la noticia

Comentarios