El jefe de Gabinete de Ministros, Marcos Peña, afirmó hoy que la Argentina "está en perfectas condiciones para superar esta transición política y económica sin traumas", aseguró que hasta el momento no hubo "ningún planteo ni condicionamiento" del FMI para negociar un préstamo al país y garantizó que habrá "transparencia" a lo largo de esas conversaciones.
Explicó que la ayuda del FMI es para "una línea de créditos que nos haga menos vulnerables, para no depender de una sola fuente de financiamiento", y agregó que "va a ser enmarcado en una convocatoria para construir consensos entre todos los sectores políticos, empresariales, sindicales, sociales y ciudadanos".
Peña dijo que, a pesar de los obstáculos, esto termina en desarrollo y crecimiento"
Admitió que el país tiene "una vulnerabilidad externa" y aclaró que "siempre lo hemos dicho", tras lo cual expresó que "hay diversos hechos que se han ido acumulando para que hoy tengamos una mayor exigencia por parte de los que nos prestan la plata para este camino de gradualismo".
Fuente de la noticia

Comentarios