La estación Santa Fe de la Línea H suma su nombre, con lo que el gobierno porteño le rinde homenaje al fundador de la Comunidad Homosexual Argentina muerto en 1996, y convierte a la Ciudad de Buenos Aires en "la primera del mundo" en tener un apeadero con el nombre de un activista de la diversidad sexual y organizador de las primeras marchas del orgullo gay.
Fuente de la noticia