El secretario general del Partido Democrático italiano, Matteo Renzi, volvió a marcar hoy las diferencias con la centroderecha y, de cara a las elecciones generales del 4 de marzo, insistió en defender la política migratoria del oficialismo y se mostró favorable a una ampliación de la Unión Europea.
"No hay ninguna encuesta que valga una vida humana", aseguró Renzi en diálogo con periodistas en la sede de la prensa extranjera en Roma, en referencia a los sondeos que marcan el creciente rechazo a la migración en el país.
"Es una época de inmgración, que se puede gobernar o instrumentalizar", agregó el ex primer ministro entre febrero de 2014 y diciembre de 2016, candidato del oficialismo a regresar al Palacio Chigi, sede del Ejecutivo italiano.
Fuente de la noticia

Comentarios